Pviva Academy | Entrar – Cadastrar

Aprender nuevos idiomas: La psicología nos explica el placer detrás de este proceso  

aprender nuevos idiomas

Ya sea para leer o ver películas en el idioma original, hablar con otras culturas, tener más oportunidades de trabajo o simplemente hacer nuevas amistades, aprender nuevos idiomas, sobre todo cuando somos adultos, es un desafío que nos saca de nuestra zona de comodidad, al forzar nuestro cerebro a conectar información y nuevos códigos lingüísticos de formas que no le es usual.  

Hasta hace poco aprender idiomas se asociaba sólo con las áreas más racionales del cerebro, sin embargo, las últimas investigaciones han ido demostrando que, a su vez, aprender nuevas palabras activa las zonas cerebrales asociadas con el placer y la gratificación.  

Adicionalmente, las emociones juegan un rol importante, ya que sentir motivación por aprender un nuevo idioma, tenderá a activar más esas zonas cerebrales, haciendo placentera la experiencia, aun con lo difícil y lento que a veces puede ser. 

Asumiendo esa etapa del proceso de aprendizaje como normal y crítica significará dar un salto cuántico en nuestro nivel de idiomas. Luego podremos comenzar a notar que mes a mes nuestro repertorio aumenta y que vamos siendo capaces de desbloquear diferentes etapas, como la de ser capaz de comprar en una tienda y pedir lo que necesitas, hasta establecer una conversación, siendo capaz de expresar gran parte de tus ideas y lo que quieres decir. Esto da una sensación de logro y realización que es muy satisfactoria. 

En este sentido, asumir que aprender idiomas tiene su dificultad, y tener el propósito claro de porqué lo estás aprendiendo, te darán las suficientes ganas y el foco para surfear la incomodidad de ser aprendices. Y, sobre todo, te enseñará a cometer errores y aprender de ellos. Porque sí, un idioma se aprende en la interacción con otros, y eso implica exponernos y que, posiblemente no nos entiendan o cometamos errores, antes de que esa fluidez comience a ocurrir. 

aprender nuevos idiomas

Sin embargo, sentir que cada día mejoramos nuestro nivel de idioma es impagable, como unas llaves que te abren la puerta a mundos que antes eran no sólo desconocidos sino imposibles de palpar. Es con el idioma que nos permitimos poder sentir y absorber las experiencias, visiones y culturas de aquellos que hablan ese idioma.  

Como humanos, somos seres que vivimos en interacción con otros, y ser capaces de conocer e interactuar con una cultura con la cual antes no nos era posible resulta estimulante para los sentidos. No solo expande nuestro círculo de amistades y conexiones, sino también refuerza y da más valor también a las amistades que ya existen, ya que nuestra capacidad de empatizar con otros incrementa al conocer y abrirnos a diferentes estilos de vida.  

Por último, hablar otro idioma enriquece nuestro CV y nos abre a nuevas posibilidades laborales, haciéndonos más competitivos en cualquier área que trabajemos, y ¡eso genera mucha satisfacción! 

Aprender idiomas es desafiante pero muy gratificante a la vez, por lo que vale el tiempo y el esfuerzo invertido, ¿lo habías pensado de esta forma? 

Lorena Campano, Psicóloga de Psyalive

Lorena es Psicóloga y coach con más de 12 años de experiencia. “Te acompaño a transitar etapas difíciles como migraciones, cambios de trabajo, duelos, toma de decisiones, bloqueos mentales, estrés, a lidiar con emociones difíciles, cultivando un mayor bienestar mental y emocional, mirar con perspectiva la situación que enfrentas. También te ayudo a conectar con tus recursos, valores y fortalezas a fin de modificar aquellos comportamientos que te alejan de quien quieres ser y la vida que quieres construir, a hábitos y comportamientos que se alineen con quien eres y lo que deseas lograr”.


Si sientes que dudas de tus capacidades para aprender algo nuevo o te cuesta ver el valor de cada paso que das, recuerda que siempre puedes conversar con nuestros expertos. Consultar con un psicólogo te ayudará a conocerte mejor y aprender a lidiar con tus propios obstáculos. 

 

Agenda una sesión aquí 

Deja tu comentario aquí

Suscríbete a nuestro boletín

Otras publicaciones que también te pueden gustar

llorar es bueno

Llorar, ¿es bueno para la salud mental? 

Todos evitan llorar. Es un momento que puede resultar incómodo o molesto si alguien más está presente, asociándolo a una emoción “negativa” o no deseada. Sin embargo, este llanto puede ser para algunos un momento reconfortante y de desahogo. Para otros, sin embargo, puede reflejar un episodio grande de angustia. Por eso, si nos preguntan a las personas que estamos en el ámbito de la salud mental si ¿llorar es bueno para la salud mental?, solo podemos decir ¡Depende! Aquí te cuento por qué.  

Suscríbete a nuestro boletín

Mantente al tanto del mejor contenido sobre bienestar, salud y calidad de vida

Salud mental, bienestar e innovación que necesita tu empleado

Através de nuestro programa de salud mental, las empresas reducen la pérdida de trabajo debido a demandas emocionales.