Pviva Academy | Entrar – Cadastrar

Psyalive: La democratización de la salud mental en tu trabajo

Durante el 2016, la Organización Mundial de la Salud (OMS) afirmó que 1 de cada 4 personas sufre de algún trastorno mental sobre salud mental en el trabajo (Confederación en Salud Mental de España, 2022). Mientras tanto, durante el 2020, en países como México, los centros de atención psicológica y psiquiátrica han recibido más de 2 mil 900 llamadas por crisis de ansiedad, estrés o depresión. (Franco, 2020) 

Ese mismo 2020, la directora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Carissa F. Etienne, nos advierte que: 

“Las enfermedades de salud mental constituyen una epidemia silenciosa que ha afectado a las Américas mucho antes de COVID-19, con depresión y ansiedad como dos de las principales causas de discapacidad.” 

No obstante, pese a todas las advertencias, pese a todas las cifras, ha resultado irónico que, en nuestra sociedad contemporánea, la salud mental continúe siendo un privilegio solo para aquellas personas que pueden costearlo.  

Y aún peor, resulta que nuestro estilo de vida no contempla la protección o promoción de un bienestar emocional adecuado.  

Frente a esta realidad tan aplastante, Psyalive se ha puesto como objetivo democratizar la salud mental. Quédate conmigo en este artículo, y descubre las razones por las que hemos decidido llevar la terapia psicológica hasta ti.  

¿Por qué no se atiende nuestra salud mental? 

Nel González Zapico, presidente de la Confederación de Salud Mental en España, brindó una entrevista en el Diario EFEsalud y habló acerca de algunos elementos que no nos permiten lidiar con nuestros propios problemas emocionales.  

Para comenzar, hizo una llamada de atención acerca de la falsa idea establecida de la cultura del éxito. Según González, no reconocemos nuestras limitaciones para tener éxito, y cualquiera de nuestras acciones son justificables para conseguirlo, incluso si van en contra de nuestra propia salud. (Gallardo, 2016) 

Esto cobra sentido cuando, desde la OPS, se afirmó que la depresión es uno de los principales trastornos que afecta a la población mundial, siendo, incluso, una de las causas más importantes de discapacidad en los puestos laborales. (Organización Panamericana de la Salud, 2020) 

Asimismo, según esta misma fuente, una persona se habría suicidado en el mundo cada 40 segundos, durante el 2020. 

Sin embargo, parece que, para nuestra cultura latinoamericana, estos datos no son suficientes para actuar. Y lo explicó González cuando mencionó que aún nos queda mucho por aprender. 

En el fenómeno que llamo salud mental aún existen estereotipos e imágenes predeterminadas sobre el tratamiento. También sigue desarrollándose una promoción, desde las películas o las series, en la que la salud mental solo es relevante frente a patologías mentales que envuelven a nuestros personajes en tramas llenos de violencia y volubilidad.  

Y, desde los medios de comunicación, parece que los únicos casos relevantes de salud mental son los que apelan hacia situaciones de alta agresividad.  

¿Tú y tu trabajo piensan en la salud mental? 

Para responder, primero debo hacer una afirmación: La Salud Mental es un hecho social, ¿y por qué? Pues este está determinado por factores externos que aparecen en nuestras interacciones con otros y otras, con nuestros empleos, y entre nuestros vínculos afectivos. (Berenzon Gorn S, 2014) 

En resumen, estos determinantes son los que nos condicionan socialmente, nos permiten desenvolvernos de una manera u otra, y que afectan, sin lugar a duda, nuestro bienestar emocional.  

Por ejemplo, en tu desarrollo profesional, puedes observar esto con tu idea de productividad.  

Una persona recibe un “valor” que depende directamente de su producción económica. Esta idea desencadena lo que hemos normalizado como “Workaholic”, una persona adicta a su trabajo. Un ideal de alguien que es sumamente productivo y, por lo tanto, valioso.  

No obstante, estas expectativas no están alineadas con la realidad de los trabajadores y trabajadoras. Hay un sinfín de factores que intervienen sobre nuestra productividad económica, por ejemplo: la vivencia de acontecimientos estresantes, antecedentes familiares, experiencias de delincuencia, pobreza, estigmatizaciones sociales, edad, sexo, género, y raza.  

En la idea contemporánea de ser productivos y productivas, no contemplamos la fina relación entre ser una persona, y ser alguien que trabaja.  

Un ejemplo más, si eres una persona gestante, tu productividad podría verse afectada por tu embarazo. En teoría, esto no debería afectarte a ti, pero sí lo hace en la empresa o el lugar en donde trabajas, entonces esto acarrea consecuencias como: despidos, no contrataciones, y otras desigualdades que tienen un impacto directo hacia tus emociones. 

Y el presidente de la Confederación de Salud Mental ya estaba argumentando lo siguiente: 

“Deberíamos plantearnos: ¿la patología mental de dónde sale, de dentro o del entorno? Está demostrado que el entorno es el mayor desencadenante de la enfermedad mental” 

El desafío de Psyalive 

Tomando en cuenta que la salud mental es un hecho social, Psyalive enfrenta un gran desafío en la democratización de su acceso.  

Durante el 2019, Bráulio Bonoto, Cofundador de Psicología Viva – Psyalive, participó en el Congreso Iberoamericano de Ciberpsicología. Ahí explicó como la empresa había cubierto, hasta ese momento, más de 20 millones de vidas entre Brasil y Chile.  

No obstante, pese a brindar el acceso para millones de trabajadores y trabajadoras, a través de terapias con bajos costos, y con programas de bienestar emocional y calidad de vida, nuestra meta sigue siendo interferida por la gran barrera del estigma social de la terapia psicológica.  

Si has llegado hasta aquí, es porque tienes interés en cuidar de tu salud mental, y te felicito por ello. Como sociedad, debemos comprender que nuestro entorno aún no está diseñado para mantenernos con un buen bienestar emocional. Sin embargo, esto no es una razón para no hacernos cargo.  

A través de nuestra plataforma, tienes acceso a un catálogo de psicólogos y psicólogas de toda Latinoamérica. Además, también contamos con programas diseñados para atender esta necesidad en las empresas. 

Los costos de las terapias son variables, y se ajustan a los bolsillos de cada usuario y usuaria que desea atenderse. Los tiempos para atenderte están abiertos a tu disponibilidad horaria, y puedes hacerlo desde tu computador o celular.  

Tu salud mental está a solo un clic de distancia, ya conoces todas las razones por la que deberías cuidarte, y recuerda que nadie más lo hará por ti. 

Espero que, con tu llegada, estemos dando otro paso a la democratización de la salud mental.  


Bibliografía

-Berenzon Gorn S, &. V. (2014). Salud mental y sociedad. Salud mental y medicina psicológica.

Ob Berenzon Gorn S, & Vargas Huicochea I (2014). Salud mental y sociedad. de la Fuente J, & Heinze G(Eds.), Salud mental y medicina psicológica, 2e. McGraw Hill. https://accessmedicina.mhmedical.com/content.aspx?bookid=1440&sectionid=94746801  

-Confederación en Salud Mental de España. (20 de 05 de 2022). Comunica la salud mental.

Obtenido de Comunica la salud mental: https://comunicalasaludmental.org/guiadeestilo/la-salud-mental-en-cifras/ 

-Franco, D. (10 de Abril de 2020). ZonaDocs. Obtenido de ZonaDocs: https://www.zonadocs.mx/2020/04/10/democratizar-la-salud-mental-es-la-accion-prioritaria-que-debe-tomarse-durante-pandemia-de-coronavirus-en-mexico/ 

-Gallardo, R. (10 de octubre de 2016). EFE:salud. Obtenido de EFE:salud: https://efesalud.com/salud-mental-estigma-cultural/ 

-Organización Panamericana de la Salud. (8 de Octubre de 2020). Paho. Obtenido de Paho: https://www.paho.org/es/noticias/8-10-2020-no-hay-salud-sin-salud-mental 

Deja tu comentario aquí

Suscríbete a nuestro boletín

Otras publicaciones que también te pueden gustar

Suscríbete a nuestro boletín

Mantente al tanto del mejor contenido sobre bienestar, salud y calidad de vida

Salud mental, bienestar e innovación que necesita tu empleado

Através de nuestro programa de salud mental, las empresas reducen la pérdida de trabajo debido a demandas emocionales.